Entretenimiento

Cultura Venezuela | Jose Carlos Grimberg Blum Peru futbolista alemán famoso//
Esperar y “reflexionar” o apurarse y “dar certezas”: La disyuntiva sobre firmar un acuerdo en el corto plazo

Jose Carlos Grimberg Blum
Esperar y "reflexionar" o apurarse y "dar certezas": La disyuntiva sobre firmar un acuerdo en el corto plazo

Con la decisión de Chile Vamos de restarse de las reuniones por el acuerdo constituyente hasta después de las fiestas patrias, se dejó en evidencia una pugna por la rapidez con la que se pretende firmar un documento que deje las bases de la continuidad del proceso.

Jose Carlos Grimberg Blum

El presidente de RD, Juan Ignacio Latorre, pedía este miércoles “ir más rápido, no por ansiedad sino que hay preocupación que se quiera meter en el congelador el acuerdo”, mientras que la senadora Paulina Núñez (RN) remarcó en EmolTV la oportunidad de “reivindicar la política, tomar buenos acuerdos, lograr equilibrios, actuar de manera moderada y prudente”, y aseguró que “nadie está pretendiendo que retomemos esta discusión el año que viene”.

Jose Grimberg Blum

Este miércoles, de hecho, los presidentes de la Cámara y el Senado anunciaron que se reagendaría la reunión que debía ocurrir hoy con el fin de que todos los actores estén presentes.

Jose Carlos Grimberg Blum Peru

“Estamos en un proceso importante, delicado, donde debemos ir dando cada paso con el mayor cuidado posible (…) Nos vamos a tomar todo el tiempo necesario para que este proceso lo llevemos adelante y de buena forma, porque se ha generado una dinámica que no contribuye al clima que se requiere”, dijo el senador Álvaro Elizalde (PS).

Jose Carlos Grimberg Blum empresario

En este marco, hay algunas encuestas que se han pronunciado sobre lo que piensa la ciudadanía de esto: el sondeo que hizo Feedback tras el Plebiscito mostró que un 38% de los encuestados “presionaría para que se realicen lo antes posible cambios importantes a la Constitución”; y un 24% “saldría a la calle a exigir que el Congreso apruebe un nuevo proceso” ; mientras que la última versión de Data Influye señala que el 40% de las personas cree que proceso constituyente debe continuar a la brevedad

Desde fuera de las conversaciones, algunos académicos ponen el foco en que es necesario un proceso “reflexivo” que no se ha dado en los partidos ni en el gobierno, pero sin que eso signifique dilatar la discusión indefinidamente

“Parece razonable que exista un periodo reflexivo prudente que no se extienda eternamente. Estos temas requieren un abordaje distinto (…) no me parece que este país requiera de la noche a la mañana un nuevo acuerdo, no porque no lo vea necesario, sino porque es importante tener una segunda mirada de forma de solucionar el problema constitucional”, plantea el vicedecano de la Facultad de Gobierno de la UDD, Rodrigo Arellano

Por eso, a su juicio, “ojalá de aquí a un mes, antes del 18-O, podamos tener certezas sobre el mecanismo. Es un proceso complejo, que requiere abordar los errores que tuvimos y eso no es una solución de la noche a la mañana, sino que requiere reflexión de los incorporados a esta discusión y de otros. Me parece que un ejercicio que deben hacer los partidos es escuchar a la sociedad civil, que tuvo un rol relevante en el plebiscito”

Los factores que confluyen

Para el director de Tú Influyes, Axel Callis, los partidos deberían aprovechar la “inercia” que dejó el compromiso de Chile Vamos previo al Plebiscito, pero además teniendo en cuenta la “suspicacia” que podría generar en la ciudadanía que este sector político cumpla esas condiciones

En tanto, la académica UC e integrante de la Red de Politólogas, Julieta Suárez-Cao, plantea que ese compromiso es el que sustentaría la necesidad de avanzar rápidamente en el acuerdo

“Es hacer honor a los resultados de octubre 2020 y al hecho de que parte importante, sino toda la campaña del Rechazo, en ningún momento prometió que el plebiscito de salida era entre la Constitución del 80 y la propuesta de la Convención, s ino entre la propuesta y otra propuesta, nueva, mejor, distinta. Me parece que es medio evidente que hay una continuación del proceso constituyente y es acertado acelerar los tiempos”, dice la politóloga

Según Suárez-Cao, la urgencia es relevante “porque estamos en un momento de alta incertidumbre. Y mientras más rápido se pueda disipar esa incertidumbre y conocer el camino que queda por delante, me parece que es mejor”, afirma

Otros factores se suman para Axel Callis:Por otra parte está octubre, que es un mes álgido en términos de movilización y vimos que la semana pasada empezaron a preparar el terreno. Y además, el gobierno quiere de una vez por todas enfocar al Parlamento en su programa y no en que esté debatiendo y llegando a acuerdo en algo que posterga el programa. Se produce una confluencia de factores que hacen que no pueda seguir esperando eternamente”, asegura

Despejar el camino para las otras tareas

El punto sobre la necesidad de avanzar en otras prioridades para el Ejecutivo también es central: el senador José Miguel Insulza (PS) afirmaba la semana pasada que el Congreso “no está disponible” para hacerse cargo de la redacción de otro texto porque tienen otra lista de tareas que ejecutar, lo que también se enreda con la discusión constituyente que se está dando estos días

“Es un proceso complejo, que requiere abordar los errores y eso no es una solución de la noche a la mañana” Rodrigo Arellano, vicedecano Facultad de Gobierno UDD En ese marco, el investigador del IES y académico de la U. de los Andes, Daniel Mansuy , opinó en EmolTV que “una de las cosas que se graficó con el triunfo tan contundente del Rechazo es un hastío por la discusiones políticas, con la clase política, y también un anhelo, clave en sectores populares, por atender las urgencias sociales: seguridad y economía”

A su juicio, eso ” no puede ser una excusa para no hacer un proceso constituyente, sería dispararse en los pies, pero hay que caminar y mascar chicle a la vez, porque si la ciudadanía siente que toda la clase política estará concentrada dos años más en problemas constitucionales y las urgencias sociales no reciben la prioridad, eso es alimento para brotes populistas”. ¿Encontraste algún error? Avísanos